La clave del ahorro energético desde el hogar y la política

En el día Mundial de la Eficiencia Energética, desde Talat queremos seguir fomentando y siendo pioneros en la importancia de poder contribuir dando algunos datos y consejos sobre ahorro energético

Se pretende que el 74% de la energía en España sea renovable en 2030. En España existen unas 26 millones de viviendas, de las cuales 27% tienen más de 50 años. El 55% tienen una antigüedad superior a 1980 y consumen una tercera parte de la energía de nuestro país.

Aunque el concepto es amplio, si lo canalizamos hacia el hogar, consiste en la optimización del empleo de energía con el objetivo de reducir su consumo. Resulta indispensable que podamos reducir la dependencia y consumo de energía en nuestras viviendas. En este sentido, nos afectan y se definen dos cuestiones importantes, por una parte, debemos aprender a conseguir energía mediante una forma más asequible y respetuosa con nuestro entorno y, por otra parte, debemos aprender a utilizar de forma eficaz esa energía que consumimos.

¿Cómo se fomenta el ahorro energético?

Las medidas para el ahorro energético principalmente están motivadas por dos vías; La individualizada, que se centra en el hogar, que en gran medida depende del acceso económico de las familias y la generada por políticas energéticas que propician la eficacia y eficiencia energética del parque inmobiliario. Teniendo en cuenta que las posibles medidas que se adopten, tanto en la vivienda, como en hoteles, industria …etc, en su mayoría, tienen beneficios palpables en cortos periodos de tiempo, una circunstancia que pocos sectores pueden alardear.

El ahorro energético en el hogar y la iniciativa individual

El objeto de la siguiente imagen es dar a conocer de forma fácil, gráfica, específica y con valores aproximados, los costos y beneficios de la rehabilitación de edificios a través de la implantación de ciertas medidas de ahorro y eficacia energética. En este caso se ofrecen datos sobre un ejemplo del ahorro energético en vivienda.

El ahorro de energía en la política

Durante los últimos 10 años, la importancia de la eficiencia energética en la política europea ha aumentado de manera constante. Hoy en día, es un elemento clave en la agenda política de la UE. Los responsables políticos están reconociendo progresivamente que el ahorro de energía es un medio adecuado para abordar el triple desafío de la recuperación económica, la dependencia energética y el cambio climático.

La Unión Europea se ha comprometido reducir en un 20% su consumo de energía primaria para el año 2020 y una serie de políticas y directrices fueron y están siendo adoptadas en la última década para lograr este objetivo, aunque todos los países no avanzan al mismo ritmo.

El siguiente gráfico muestra cómo los expertos ven el avance de las políticas de eficiencia energética en sus países en los últimos años.

A pesar de los buenos desarrollos en algunos países y en algunos ámbitos de la política, el progreso global sigue siendo demasiado lento o casi ausente en varios Estados miembros. Los resultados muestran una gran disparidad entre los niveles de ambición, las políticas e importancia del ahorro energético según los Estados miembros.

Mientras que a la cabeza tenemos a Dinamarca, Finlandia o Estonia, hay algunos movimientos significativos en muchos Estados miembros. Una ralentización significativa de países como Malta, Portugal, el Reino Unido y España. O incrementos progresivos para países como Chipre, Italia, Eslovaquia y la República Checa.

En el caso de España (El último país de la lista), los argumentos expuestos por los expertos que confirman las deficiencias en las políticas de eficiencia energética son literalmente demoledores.

Desde TALAT esperamos que la transición energética sea una realidad y genere oportunidades y valor a todas las empresas del sector.